ST. REGIS, CIUDAD DE MÉXICO

Con la mejor ubicación en la ciudad, el hotel St. Regis, en la Ciudad de México, presenta un hito y un destino en sí mismo. Cuenta con un estilo refinado y una suntuosa decoración, así como con un servicio a medida.

La primera semana de noviembre este espacio fue anfitrión de la exhibición privada en donde participaron varios artistas con el fin de aportar sus talentos a la cultura mexicana.

Entre ellos estuvo Chance Watts quien utiliza, como medio para sus creaciones en el lienzo, el acrílico, la hoja de plata y la de oro de 24 quilates. Influenciado por Gustav Klimt, el cubismo de Picasso y algo de Toulouse Lautrec, presenta una gama de realismo y abstracción con gradientes entre el color y la apariencia corporal que provoca una sensación muy estimulante al observador de sus creaciones.

Domingo Zapata fue otro de los presentes con sus obras neo-expresionistas. Este artista hispanoamericano pinta en óleo y acrílico y a menudo incorpora medios mixtos, collage y graffiti. Actualmente en sus trabajos incluye su cultura nativa española, así como iconos del pop estadounidense. Su serie Panda ha sido una de las favoritas de coleccionistas de todo el mundo.

 

Con pinturas que ostentan glamour, el artista pop Spencer Couture también estuvo presente. Su creatividad es global, pues intenta hablar a todo tipo de audiencias. Su medio favorito es el aerosol, aunque también ha desarrollado afinidad por el acrílico y la técnica de salpicaduras. Se dice de él que pronto se convertirá en el próximo Andy Warhol.

Artista autodidacta, Francesca Borgo declara tener citas diarias con colores y pinceles, sintiéndose cada vez más en contacto con ella misma. Nos dice que sus obras invitan a los espectadores a sentir la calma, la poesía, el equilibrio interior que la naturaleza puede traer a nuestras vidas.

Otro gran lujo que tuvimos el gusto de ver en esta exhibición privada fue al actor, guionista, escritor, productor y artista visual, Jordi Mollá considerado como un trasgresor del arte contemporáneo. Como pintor cumple 20 años, pero también se ha adentrado en las técnicas de intervención de fotografía, ubicando su tendencia en un expresionismo totalmente abstracto.

Jasmine Cadenhead nos impresionó con su arte presentando una pintura llamada Noches de Oaxaca donde utiliza pigmentos mexicanos y su técnica táctil. Nos confiesa que gran parte de su trabajo busca explorar el potencial de materiales únicos y que estos se comporten de maneras desconocidas.

Tu dosis de recuperación de lujo.

Únete a la lista

SUSCRÍBETE